RSS

Historia del Arte (1). Teoría y conceptos básicos de Arte.

A. Teoría y  conceptos básicos de historia del arte.

1- Arte:

Denominamos arte a cualquier actividad o producto cultural humano con una finalidad estética y/o comunicativa, a través de la cual se expresan ideas, emociones y sentimientos e, incluso, una visión del mundo, utilizando para ello diversos medios y recursos (plásticos, sonoros, lingüísticos o mixtos)

Esta definición de arte, excluiría de una posible clasificación de las artes a las llamadas artes manuales o vulgares (albañilería, carpintería, etc.) o liberales (gramática, ingeniería, astronomía, etc.) y se centraría en las llamadas Bellas Artes (Arquitectura, danza, escultura, música, pintura, poesía, cinematografía).  Otra clasificación las dividía entre artes mayores (Arquitectura, pintura y escultura) y artes menores (orfebrería, tapices, vidrio, etc.)

      Dicha concepción del arte, no obstante, está sujeta a debate permanente, dada la existencia de un importante componente de subjetividad en la determinación de lo que podemos calificar como artístico, variable según las épocas, los lugares y los gustos sociales.  El lenguaje artístico es universal en cualquier caso y, por eso, a lo largo de la historia, nos encontramos con un continuo de realizaciones artísticas que nos permiten hablar de una Historia del Arte.  En ella, nos vamos a centrar en el estudio de las obras correspondientes a las grandes artes materiales: La Arquitectura y las artes plásticas: escultura y pintura.

Los principales elementos del fenómeno artístico, siempre presentes en toda realización artística, son los siguientes:

  • El artista.  Es el creador y autor de lo artístico;  su personalidad y la forma en que sus realizaciones reflejan (e influyen en ellos) los rasgos ideológicos y las circunstancias de la época, deben ser tenidos en cuenta a la hora de analizar el arte de una época.
  • Los materiales y técnicas.  Son los responsables de la diversidad artística. varían con el tiempo, con el “gusto estético” y con las posibilidades tecnológicas de cada época o lugar.  Las técnicas pueden ser determinantes en la definición de un estilo.
  • La obra de arte o realización material que tiene una existencia objetiva y que es perceptible sensorialmente.  Es resultado, principalmente, de la creatividad del artista, pero también de las ideas, las circunstancias socioeconómicas y los conocimientos técnicos de la época.
  • El público.  Sería el destinatario final de la obra de arte y puede ser la población en general, un grupo determinado de personas o una sola persona.  Influye, con su mayor o menor aceptación de la obra de arte, sobre el propio artista.
El templo de Abu Simbel en una reconstrucción de una ceremonia religiosa del pasado, y en la actualidad.

El templo de Abu Simbel en una reconstrucción de una ceremonia religiosa del pasado, y en la actualidad.

    En definitiva, puede considerarse el arte como el resultado de la actividad creadora de uno o varios artistas que, usando técnicas específicas, trabajan distintos materiales para obtener obras de arte, las cuales tienen la cualidad suprema de la singularidad y, debido a su sentido estético, son apreciadas y valoradas por un público que, a su vez, influye en los artistas a través de sus preferencias o demandas.  A partir de esta dialéctica entre artista y sociedad, se va configurando una determinada manera de hacer las cosas que dará lugar a lo que conocemos como estilo artístico.

2- Estilos artísticos:

Se definen como el conjunto de características concretas que permiten “prefigurar” durante un tiempo y en un área determinada, las realizaciones artísticas.  En general, todo estilo pasa por una etapa de formación o arcaica, otra de madurez o clásica y finalizan con una fase de agotamiento y búsqueda de nuevas formas o barroca (manierista según algunos autores).

En relación con el estilo habría que mencionar las corrientes artísticas, que responderían a gustos y maneras locales o regionales,  y los movimientos artísticos, que vendrían apoyados por una filosofía o una corriente cultural o científica determinada.
Los estilos artísticos son muy numerosos, pero cabría destacar los siguientes (desde la perspectiva del arte occidental):

1. Arte del paleolítico.
2  Arte del Neolítico.
3. Arte mesopotámico.
4. Arte egipcio.
5. Arte griego
6 Arte Romano.
7. Arte Paleocristiano.
8. Arte Bizantino.
9. Arte islámico.
10. Arte Prerrománico.
11. Arte Románico.
12. Arte Gótico.
13. Renacimiento.
14. Barroco.
15. Rococó.
16. Neoclásico.
17. 
Arte del siglo XIX (Romanticismo, Realismo, Simbolismo, Impresionismo y Modernismo.)

      Desde finales del siglo XIX, el arte desborda todos los límites formales y las estructuras sociales que lo enmarcaban hasta entonces y comienza una época de enorme profusión de corrientes (“ismos”) y estilos que se conocen con el nombre de Vanguardias.  Además, durante el siglo XX, ha surgido también el llamado arte de la cultura de masas, representado por la fotografía, el cine, el cartel, la historieta, el video, la infografía y todas las manifestaciones artísticas derivadas del uso de las recientes innovaciones tecnológicas.

Dentro de cada estilo, han predominado unos temas sobre otros, unas ideas sobre otras e, incluso ciertas “utilidades”.  Cuando los artistas realizan sus obras adaptándose a dichos temas, se dice que éstas pertenecen a un determinado género artístico.

3- Géneros artísticos:

Se trata de una especialización temática del arte que suele responder a las demandas de un público concreto o, en ocasiones, a una ideología o ambiente intelectual dominante.

Los géneros pictóricos y, en menor medida, escultóricos, se suelen clasificar en cuanto a su contenido temático: Retrato, desnudo, paisaje y marina, bodegón, pintura mitológica, pintura histórica, pintura religiosa, pintura de género, etc.

En Arquitectura, en vez de géneros, se habla de tipologías que dependen de la configuración global, la técnica, la construcción y la decoración. Tendríamos, así, el templo, el palacio, la vivienda, el castillo, la fábrica, etc.

En última instancia, los géneros y tipologías son creados por los artistas o demandados por el público debido a que cumplen una serie de fines que denominamos funciones del arte.

4- Las funciones del arte:

Las obras de arte, individualmente o en conjunto, responden a determinadas necesidades que tienen las personas e instituciones y que pueden variar a lo largo de la historia.  Entre ellas y, sobre todo, para la pintura y la escultura, cabe destacar las siguientes:

  • Estética: quizás la más relevante a la hora de explicar el arte. Si no va acompañada de otras funciones, hablaríamos de arte decorativo.
  • Práctica: es difícil encontrar una obra de arte que no tenga, en todo o en parte, de forma directa o indirecta, algún tipo de utilidad.
  • Comunicativa: el origen y la propia definición del arte están muy relacionados con la necesidad de “expresar” o comunicar algo a alguien.
  • Didáctica: sobre todo importante en épocas y lugares con elevado grado de analfabetismo entre la población, el arte cumple una función educativa.
  • Mágico-religiosa: como complemento de rituales y espacios para el culto.
  • Conmemorativa/simbólica: serviría para reforzar determinados sentimientos o comportamientos y para recordar hechos o procesos.  En ocasiones podría hablarse de una función política.
  • Social: el arte se convertiría en aglutinante social o en vehículo de crítica social y política, según los casos.

Mosaico de Justiniano en San Vital (Rávena)

En arquitectura, además, podríamos hablar de distintas tipologías dependiendo de la finalidad concreta de los edificios.  Éstos podrían responder a fines residenciales, religiosos, funerarios, civiles, políticos, administrativos, conmemorativos, militares, lúdicos y productivos.

B. Artes, materiales y técnicas.

1. Arquitectura.

Podemos definir la Arquitectura como el arte de proyectar y construir edificios o, dicho de otro modo, el arte de cubrir espacios. Según esto, una de las claves de la arquitectura va a ser la resolución técnica de la ejecución de la cubierta superior, elemento del que depende la estructura del edificio y, en resumidas cuentas, la creación de un espacio interior bien diferenciado del exterior, donde la obra arquitectónica se presenta como un conjunto de volúmenes y elementos decorativos dispuestos de una determinada manera, que consideramos estética.

Museo Guggenheim (Bilbao)

Museo Guggenheim (Bilbao)

Así pues, el análisis técnico de una obra arquitectónica debe tener en cuenta los materiales con los que se ha construido y los elementos técnicos que definen su estructura; éstos son de dos tipos: elementos sustentantes y elementos sostenidos.

1.1. Materiales:

Cumplen dos funciones principales: una es la constructiva y otra, que puede estar presente o no, es la ornamental.

Durante la mayor parte de la historia de la arquitectura, los materiales constructivos más recurrentes fueron la madera, el barro cocido (ladrillo) y la piedra; en épocas más recientes se han ido añadiendo el hormigón armadoel hierro y el acero, otros metales (bronce titanio, etc.), el vidrio y materiales sintéticos diversos.

Muchos de los materiales antes nombrados podían considerarse, al mismo tiempo, materiales ornamentales, como algunos tipos de piedra (el mármol de muchas catedrales e iglesias italianas), el ladrillo dispuesto de una determinada manera (como ocurre en el arte mudéjar español), el vidrio de los modernos edificios urbanos, etc. No obstante, en sentido más estricto y exclusivo, como materiales ornamentales, cabe destacar el estuco y los enlucidos, las yeserías, la cerámica vidriada, los mosaicos y las placas de piedra o madera.

1.2. Elementos Sustentantes:

Como elementos sustentantes en un edificio podemos considerar básicamente dos tipos: los muros y las columnas y pilares. Además, existirían otros elementos intermedios, generalmente adosados al muro y con función de columnas o pilares o, simplemente, de refuerzo del muro, como son las pilastras, los contrafuertes o estribos, las cariátides o atlantes y, como elementos que no descansan en el suelo, las ménsulas y los modillones.

  • El muro: es un soporte continuo que cierra el edificio y crea espacios dentro del mismo. En él debemos tener en cuenta tres elementos:a) El aparejo, o modo en el que están dispuestos o aparejados los elementos materiales (sillares, ladrillos, etc.) que lo conforman, puede ser regular o irregular. Del primer tipo tendríamos el llamado isódomo o el de soga y tizón; del segundo, los más conocidos son la mampostería y el llamado ciclópeo.
    Tipos de aparejos

    Tipos de aparejos

    b) El paramento, o superficie del muro, que puede estar a la vista o bajo una capa de cemento o argamasa, que, a su vez puede estar adornada, pintada o esculpida o adoptar forma almohadillada.

    Muro con paramento de piedra vista y vanos pequeños.

    Muro con paramento de piedra vista y vanos pequeños.

    c) los vanos, o las puertas y ventanas por las que se accede o se ilumina y ventila el edificio, están constituidos por el umbral y el alféizar (parte inferior de la puerta y la ventana respectivamente) y por las jambas (partes laterales).

  • La columna y el pilar son elementos de sostén verticales de sección circular o curva (columna) y cuadrada o poligonal (pilar). En ellos podemos distinguir tres partes:
    a) La basa o pedestal, que puede ser simple o compuesto por varias molduras (toros y escocias)
    b) El fuste, o parte central de la columna o pilar, puede ser liso, presentar estrías y acanaladuras, o tener forma entorchada o retorcida (salomónica). En ocasiones su parte central presenta un abultamiento llamado éntasis.
    c) El capitel, o pieza que se interpone entre la columna y el entablamento o arco sustentados, es la parte más decorada de la columna.
    Las formas y medidas específicas que presentan estos tres elementos de la columna, en el caso de las de origen griego o romano, dan lugar a lo que conocemos como órdenes de la arquitectura.
Tipos de Columnas y componentes.

Tipos de Columnas y componentes.

1.3. Elementos sustentados:

Serían aquellos elementos que forman la cubierta del edificio o sirven de transmisión de los empujes de la misma hacia los elementos soportantes. Existen dos elementos sustentados básicos, el dintel (o arquitrabe) y el arco, que dan lugar a dos grandes tipos de cubierta:

  • Las cubiertas planas o arquitrabadas descansan sobre dinteles y ejercen empujes verticales sobre los elementos de sostén. Visualmente resultan estáticas, por lo que en ocasiones se cubren de decoración. Hasta la aparición del hormigón, no podían cubrir espacios demasiado anchos, bien fueran éstas de piedra (entablamento) o de madera (cercha o cintra)
  • Las cubiertas curvas o abovedadas se originan a partir de la proyección longitudinal o rotatoria de un arco generador, lo que da lugar a la bóveda o, en el segundo caso, a la cúpula. Generalmente se construyen, a partir de pequeñas piezas llamadas dovelas, en piedra o ladrillo, y descargan sus empujes lateralmente sobre muros o pilares. En el caso de la cúpula, para pasar del espacio inferior de planta cuadrada, al superior circular, se utilizan dos sistemas: trompas pechinas.

    Tipos de arcos más comunes

    Tipos de arcos más comunes

    Algunos tipos de bóvedas.

    Algunos tipos de bóvedas

En última instancia, pues, vemos como la cubierta es el elemento técnico decisivo para comprender la estructura del edificio y la organización de los espacios interiores. La resolución de los problemas (técnicos y materiales) que su construcción plantea ha determinado la evolución de la arquitectura.

2. Artes plásticas.

Nos referimos con esta denominación, al conjunto de artes que se basan en la representación, tanto figurativa como abstracta, de imágenes en dos (pintura) o en tres (escultura) dimensiones. Lo que tienen en común ambas formas de representación es que las dos aspiran a la plasticidad, es decir, a crear la sensación de que los elementos que las componen se encuentran modelados sobre un espacio tridimensional (lo que denominaríamos un fondo, en el caso de la pintura) por el cual se distribuyen y en el que, en cierta medida, se “mueven”. Las técnicas y materiales utilizados en estas artes, son, pues, decisivos a la hora de conseguir que el público obtenga dicha percepción y el artista sea reconocido en su calidad de tal.

En algunos casos, como la pintura, generalmente, las obras son piezas originales y únicas, pero en otros (escultura, grabado, etc.), la utilización de determinadas técnicas y procedimientos, permite la realización de múltiples copias o piezas de la misma obra. Lógicamente, esta doble cualidad (unicidad, multiplicidad) influye en la valoración final de la obra de arte. No obstante, la clasificación más común de las distintas artes plásticas es aquella que tiene en cuenta las técnicas y materiales utilizados.

2.1. La Escultura.

La escultura se define como el arte de crear volúmenes con formas figurativas o abstractas, que ocupan un lugar en el espacio y, por lo tanto, pueden contemplarse desde distintos puntos de vista.

El Beso (Brancusi)

El Beso (Brancusi)

Según el material, se puede trabajar en tres sistemas:
– El modelado, o método aditivo: La forma se va definiendo modelando o añadiendo materiales blandos o maleables como la arcilla, el yeso (estuco), la cera, etc.

– El tallado, o método sustractivo: consiste en eliminar materia de un bloque original hasta ir conformando la figura. En este método, los materiales más utilizados son la piedra (caliza, arenisca, granito, etc.), el mármol, el alabastro, el pórfido, el marfil y las maderas.

– El vaciado, consiste en obtener un molde en material maleable (arcilla interior y cera exterior) de la figura a representar. Dicho molde sirve para realizar después la figura mediante el vaciado de la cera y el relleno de los huecos con metal fundido (bronce, oro, plata, etc.).

El relieve sería un tipo de escultura en dos dimensiones que se realiza por el método del tallado en piedra o en madera. Hay dos tipos: el bajorrelieve (se rebajan las figuras representadas) y el altorrelieve (se rebaja el espacio que rodea las figuras, lo que sería el fondo de la representación)

2.2 La pintura.

Se trata de la representación bidimensional de figuras y de formas abstractas, utilizando para ello el dibujo y el color. El predominio de uno u otro ha sido, a lo largo de la historia del arte, uno de los rasgos distintivos de muchos estilos pictóricos. Por otro lado, aunque la representación plana es necesariamente bidimensional, la pintura ha tratado de buscar, en muchas épocas, la manera de representar la 3ª dimensión, es decir, de crear la sensación de profundidad. Para ello, era necesario “captar” la luz y que ésta apareciera en un cuadro.

El Juicio Final (Capilla Sixtina)

El Juicio Final (Capilla Sixtina)

La mayoría de los procedimientos para obtener una obra pictórica, se elaboran a partir de tres elementos: el pigmento (polvo mineral u orgánico) que da el color, el aglutinante que lo fija al mezclarse con él, y el soporte sobre el que se aplica la mezcla anterior utilizando diversos instrumentos como la paleta, el pincel o la espátula.

A continuación exponemos las características de las distintas técnicas pictóricas que, generalmente, se distinguen por el tipo de aglutinante utilizado, del que dependen en buena medida, la técnica de realización y el soporte sobre el que se aplica. También se incluyen algunas técnicas mixtas surgidas a lo largo del siglo XX, en las que, además de los habituales en pintura, se utilizan materiales, técnicas y texturas muy variados, tales como tierras y minerales, recortes, fotografías e, incluso, trozos y restos de objetos cotidianos.

Técnica Materiales utilizados Soporte Características
Fresco Pigmento y agua con cal Muro revocado de estuco. Aplicación rápida por zonas.
Acuarela Pigm., agua y goma arábiga Papel blanco. Ejecución rápida, sin blanco.
Aguada (gouache) Pigm., goma, agua o melaza Papel y cartón Colores espesos y con blanco
Témpera Pigmento, agua y cola Papel y estuco. Colores apagados y blanco.
Temple Pigmento y huevo. Madera y tela. Más brillante, seca despacio.
Óleo Pigm. y aceite de linaza. Madera, tela, papel, etc. Gran brillo, textura, mezcla.
Encáustica Pigm., resinas y ceras. Muro, tela, madera. Se pule con trapos de lino.
Acrílicos Mezclas sintéticas con agua Madera, tela, papel, etc. Secado rápido y efectista
Pastel Lápiz con pigm. minerales Papel, madera. Se debe aplicar un fijador.
Ceras Pigmento y cera líquida Papel, madera. Se debe aplicar un fijador.
Laca Pigm., laca (insectos), alcohol. Madera. Uso decorativo como barniz.
Mixtas

Collage, Dripping, Frottage, Grattage, etc.

2.3 Otras artes plásticas.

Muy relacionadas en su concepción formal con la pintura, podemos señalar otras artes plásticas como son:
a) El Grabado: Permite la seriación, es decir, la realización de numerosas copias de una placa que se impresiona sobre tela o papel mediante una prensa. Hay diversos métodos para obtener grabados, tales como la xilografía (realizada en relieve sobre madera), el huecograbado o calcografía (la matriz suele ser de cobre sobre el que se hacen surcos con buril o con aguafuerte), la litografía (sobre piedra), la serigrafía (matriz de seda que transfiere el dibujo al papel) y el esgrafiado (o dibujo rebajado).

b) La Miniatura: Es, en realidad, pintura al temple sobre papel o pergamino, que se utiliza para ilustrar libros , donde quedan enmarcadas en espacios muy reducidos. Se suele utilizar polvo de oro en muchos dibujos y motivos decorativos.

c) El Mosaico: Puede utilizarse en suelos (Lithóstroton) o en muros (opus musivum) y se compone de piezas de piedra de diversos colores (teselas) combinadas de forma que se crean figuras. Existen diversos tipos según el material empleado, como el opus tessellatum, con teselas iguales, de forma cuadrada; el opus vermiculatum, con teselasde formas variadas yel opus sectile, formado por losas de mármol de forma irregular. Esixte también el opus lapilli, elaborado a partir de pequeños guijarros de colores.

d) El Vitral o arte de las vidrieras: son cristales de colores que se combinan unidos por junturas de plomo formando representaciones figurativas o geométricas y que, una vez montados sobre estructuras de hierro, se colocan cubriendo grandes ventanales.

e) La Cerámica: se trata de arcilla u otro tipos de barros, sometidos a un proceso de cocción y según los tipos de tratamiento que reciban antes, durante y después de este proceso, se hablaría de terracota y loza (cerámicas porosas) y el gres y la porcelana (cerámicas vitrificadas)

Vidriera gótica.

Vidriera gótica.

 

2 Respuestas a “Historia del Arte (1). Teoría y conceptos básicos de Arte.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

 
A %d blogueros les gusta esto: